jueves, abril 18

El fin del mundo: Colapso social (parte 5/5)

Hemos hablado en los últimos posts sobre las posibilidades de un colapso social por falta de recursos alimenticios, energéticos o simplemente por probabilidad matemática. En este último post de la serie vamos a hablar sobre el colapso societal en sí mismo: cómo lo definiríamos, que manifestaciones nos demuestran si estamos colapsando y  que respuesta se podría dar.

- Foto por Clint McMahon -

El colapso o catástrofe social es una rotura total de una sociedad o civilización determinada por motivos sociales, medioambientales o culturales (o una mezcla de ellos). Todas, absolutamente todas, las civilizaciones que han existido en el mundo han colapsado, desapareciendo o renaciendo como una sociedad  distinta. La única que no lo ha hecho es la civilización occidental actual, que por efectos de globalización puede ser considerada la civilización más grande de la historia  ¿Debería ser una civilización diferente y no colapsar nunca?

Formas de colapsar

El colapso social puede ocurrir de dos formas distintas:

- Forma 1: Un incremento de la población desmesurado o una creciente complejidad social reduce la capacidad de la civilización para adaptarse a las nuevas circunstancias. En estos casos las civilizaciones se vuelven menos complejas, menos centralizadas y con unas características más propias de edades oscuras. Alguna civilizaciones que colapsaron de esta forma fueron: los Sumerios, Imperio Hitita, la Civilización Etrusca, los Mayas o el Imperio Romano de Occidente.

-Forma 2: Ser gradualmente incorporados en otro tipo de estructura social más inter-regional, compleja y dinámica hasta ser completamente absorbidos y desparecer. Algunas civilizaciones que colapsaron de esta forma fueron: el Antiguo Egipto, la Grecia clásica, los Aztecas o Shogunato Tokugawa en Japón.

El antiguo Egipto colapsó según la 2ª forma descrita
- Foto por Przemyslaw "Blueshade" Idzkiewicz -

Síntomas del colapso social

Estos son algunos síntomas que presentaron sociedades pasadas antes de colapsar:

- Las sociedades que están estratificadas se vuelven mucho más homogéneas y horizontalmente organizadas.
- Las sociedades complejas tienen trabajadores muy especializados en tareas concretas, de forma que son mantenidos -en cierta forma- por el trabajo de las clases inferiores. Durante el colapso social, la gente se vuelve más generalista en el trabajo y los hábitos diarios.
- Como el poder se va descentralizando durante el colapso, la gente se autoregula más y tiene más libertades personales. Las comunidades se vuelven más aisladas. Por ejemplo, durante el colapso de la civilización Maya, muchas personas abandonaron las grandes ciudades que habían sido el epicentro del imperio para volver a sus aldeas originales.
- Declive en las grandes densidades de población. En casos extremos, ha una desaparición completa de la población, como ocurrió con los vikingos de Groenlandia o en algunas sociedades de la Polinesia.

Modelos de colapso

El historiador y antropólogo Joseph Tainter, en su libro El colapso de las Sociedades Complejas (1990), muestra los 3 modelos a los que las sociedades que colapsan se acogen no de forma necesariamente independiente, sino que muchas veces de forma mixta entre varias de ellas:

1. Modelo "los dinosaurios": Es el ejemplo de cuando los recursos se agotan de forma exponencial y no se es capaz de adaptarse a las nuevas circunstancias. En este caso los gobiernos tienden a oponerse a cualquier solución que se desvíe de su actual trayectoria de actuación.

Los sistemas actuales de extracción de alimentos y energía son insostenibles
- Foto por Lyzadanger -

2. Modelo "huida hacía adelante": Un ejemplo son las sociedades que sólo funcionan cuando hay crecimiento. Sociedades que se basan casi exclusivamente en la adquisición, pillaje y explotación. Ejemplos de este tipo fueron los asirios o los mongoles, que colapsaron cuando no pudieron hacer más conquistas. El problema es que el sistema capitalista presenta este mismo modelo, ya que requiere que la economía en todo su conjunto crezca constantemente. Los modelos actuales de extracción de alimentos (ver la catástrofe malthusiana) y el de extracción de energía (ver la teoría de Olduvai) son insostenibles. El consumismo y la obsolescencia programada obligan a un incremento constante de la producción y de la adquisición de bienes.

3. Modelo "castillo de cartas": En este modelo las sociedades se hacen tan grandes e incluyen tantas instituciones sociales diferentes y complejas que se hacen propiamente inestables y colapsan.

Recomendable leer: Crisis y población: ¿Hacia el colapso demográfico a medio plazo? del profesor Javier Camacho de la Universidad Carlos III de Madrid.


Parte 5: Colapso social